23 de noviembre de 2013

Es difícil descifrar entre tantas confusiones y opiniones que es lo que verdaderamente se debe hacer porque es lo correcto. Por un lado esta lo que hace 'todo el mundo', lo que termina convirtiéndose en ley por mayoría de votos en esta especie de elección no declarada. Esto que se tiene que hacer tanto por moda como para pertenecer, que si no se hace se pasa a formar parte de la gente que 'no tiene vida'. 
Por otro lado esta lo que se sabe que está bien, pero que por esto mismo pierde emoción. 
Parece que el ser adolescente conlleva un montón de reglas como tener que vivir haciendo lo contrario a lo que te piden o recomiendan, meterse en problemas y sumar todo lo que haga más entretenida la historia para contar. 
No puedo decir que me avergüence ser de las personas sin demasiado que alardear en cuanto a aventuras del estilo adolescente, tampoco me siento menos por no salir a bailar, evitar los problemas o tratar de pensar antes de actuar. Sin embargo tampoco es fácil asumir el separarme de todos en gustos, destacar por aburrida, ortiva o mala onda entre aquellos que buscan una vida llena de 'acción', ser la que no se prende en las jodas o perderme momentos con amigas. No es fácil ser distinta, elegir un libro un sábado a la noche, estudiar durante el año no porque me obligan sino porque me interesa, tener ganas de aprender, de hacer cosas por ayudar a los demás y que no me preocupe la imagen que doy por no hacer lo que hace el resto. 
No se si está bien o mal, no es el camino fácil y no se a donde lleva, por momentos desearía ser una más del montón con ganas de tomar, bailar, vivir de acuerdo a mis estados de ánimo y no pensar en las consecuencias de lo que haga para divertirme pero también en esos momentos me doy cuenta que no estaría siendo yo misma y prefiero seguir lo que siento más allá de lo que la sociedad impone aunque signifique tener que ir contra la supuesta normalidad.  

1 comentario:

  1. Te queria decir que desde lejos puedo ver que sos una gran persona, segui asi! Te admiro y feliz de que portes la bandera ahora vos, te lo mereces, amo tu estilo, nunca lo cambies. Sos autentica, no seguis las masas, que mas hay que pedir?
    Saludos, cuida ese lugar tan preciado. SONREI

    ResponderEliminar